El aborto ha sido un tema especialmente polémico históricamente hablando. Las clínicas ginecológicas en La Rioja lo saben. Ha sido un recorrido largo y lleno de batallas legales. Si quieres conocer cómo ha llegado la figura del aborto a legalizarse (dentro de los límites marcados por la ley) a día de hoy, ¡sigue leyendo!

Tras el final del franquismo e inicio de la transición, en el año 1975, el aborto era considerado ilegal en España. No obstante, se tenía por cierto que se producía una inmensa cantidad de abortos clandestinos. Tres años más tarde, tras la proclamación de la Constitución Española, se declaró el derecho a la vida en el artículo 15, que se interpretó, según la doctrina mayoritaria, como aplicable a todo el mundo, incluido a los llamados "nasciturus", los prenatales.

Sin embargo, con todo dicho, el aborto seguía considerándose objeto penal, un delito. No fue hasta el año 1983, bajo el gobierno de Felipe González, cuando se despenalizó el aborto (ojo, no quiere decir que se legalizara aún). Las clínicas ginecológicas de La Rioja, por ejemplo, no podían legalmente efectuar abortos todavía, pues no era legal.

No fue hasta el año 2010, mediante el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, cuando se legalizó finalmente el derecho a abortar, siempre dentro de unos límites legales y en unos plazos. La ley fue recurrida en numerosas ocasiones y causó un gran movimiento provida que exigía el cese de cualquier tipo de aborto, sean cuales sean las circunstancias. Todo esto se vio potenciado con el recurso de inconstitucionalidad ejercido por el PP durante su posterior gobierno.

Con la ley de nuestro lado y con sus correspondientes limitaciones en regla, desde Clínica Ansoáin estamos dispuestos a ayudarte a asesorarte con tu decisión de abortar y, en caso de haber tomado la decisión, poner a tu disposición todos nuestros servicios para dicho proceso.